16 de febrero de 2010

UN PASEO COSTERO EN PUERTO DESEADO.

Una vez que terminamos con la excursión a Isla Pingüino, reservamos una interesante excursión para hacer al día siguiente por la Ría Deseado hasta el lugar que los Deseadenses dan a llamar Mirador de Darwin. Luego de ello y de almorzar, decidimos dar un paseo costero.
Así fue como decidimos ir por la Costenera y descubrir algunos lugares que realmente valieron la pena haberlos conocido.


Primero pasamos nuevamente por la antigua estación de trenes de Puerto Deseado y, desde allí, bajamos por una calle que sale directo a la Av. Costanera.
Nuestra primer parada fue en el Monumento a los Caídos de la Guerra de Malvinas. Allí estuvimos un rato y bajamos a la playa a tomar sol y unos ricos mates durante unos minutos.

 
  

Disfrutamos por un rato del una hermosa y soledada tarde y del paso de gaviotas y cormoranes.


Una tarde absolutamente soleada e inusualmente calurosa nos hacía recordar la desacertada decisión de no traer las mallas.
 
  

Nuestro primer destino era ir a la Cueva de los Leones, pero finalmente fuimos primero a Punta Cavendish.


Luego nuestro camino continuó hacia Las Piletas, lugar que es llamado así por la formación de piletas naturales. Allí tomamos una importante cantidad de fotos, además de pasear por la rocosa costa de sus playas.
 
  
  
  
  

Una vez que abandonamos el lugar, nos volvimos a Punta Cavendish pero esta vez en vez de ir por la playa subimos al acantilado para ver desde allí la ría.

 
  

La belleza del lugar una vez más nos convocó a bajar nuevamente a la playa y tomar algunas fotos pasando también finalmente por la Cueva de los Leones.

 
  

Luego de esta larga caminata, nos fuimos a cenar y a descansar ya que nos esperaba al día siguiente otra larga jornada.

Publicar un comentario